Malas prácticas de un administrador de fincas 2


Como absolutamente todo, las cosas tienen una parte positiva y otra negativa, pero el problema es que siempre resaltan mucho mas las cosas negativas que las positivas. Siempre que nos quejamos de algo queremos dejar constancia de ello. Hace unos años, los foros de internet estaban casi exclusivamente para las críticas y había pocos sitios en los que una persona dijera las cosas buenas que tiene algo, tampoco se estilaba eso de los blogs. Pero esto está cambiando, por ejemplo, en TripAdvisor vemos como miles de personas, yo me incluyo, hablamos bien o mal, dejamos nuestra opinión sobre un restaurante, un hotel… Bueno, ya he incluido la palabra “bien”, es un avance. Esto quiere decir que hoy en día ya empezamos a hablar bien de las cosas en internet. Eso sí, una opinión mala siempre cuenta mucho más que una buena, que es lo que vengo a decir. Personalmente, conozco a muchos hoteleros de la zona de levante que en charlas muchas veces hemos comentado el ejemplo de TripAdvisor. Ellos son directores de hoteles y/o propietarios y tienen que llevar mucho más cuidado con los comentarios malos que con los buenos, la simple diferencia de un 10% de ocupación puede suponer mucho. Entre todos intentamos discutir cómo afrontar un comentario malo, digamos que hacemos un “gabinete de crisis”. Normalmente un servicio bueno es lo que se espera, se está pagando por él, pero uno malo no. Tu no pagas “ni un duro” para que te hagan las cosas mal.

Malas prácticas de un administrador de fincasCon todo este párrafo vengo a contaros algo que ya sabéis todos o en caso de que no os hayáis dado cuenta, os lo escribo. Para un comentario bueno que tengamos como administradores de fincas (hablo en general, en la profesión) viene alguien haciéndolo mal y nos resta el comentario multiplicado por dos o por tres. Por ello, pienso que debemos de mejorar nuestra “imagen de marca” la marca de todos. Debemos reaccionar y de hacer ver por nuestros métodos que los que estamos realmente implicados en nuestro trabajo lo hacemos porque nos gusta y porque es nuestra manera de ver la vida. La verdad os digo, yo no trabajo 12 horas al día o incluso más, con el blog, relaciones con proveedores, imagen de mi marca, para que venga uno haciéndolo mal y nos tire por la borda tantas horas que invertimos al día para con nuestros clientes y evidentemente, para nosotros mismos.

Es un debate que abro en forma de artículo y me gustaría que otros administradores de fincas dieseis vuestra opinión. En mi caso, yo como Javier Valiente soy bastante directo en los negocios, si no me gusta lo que me vendes te lo digo y si hace falta te explico el por qué, pienso que hay que ser así y con estas cosas debería de ser igual.

A qué malas prácticas me puedo estar refiriendo?

  • Contratación de tu propia plantilla sin que exista una necesidad de hacerlo. Si las cosas van bien, para qué mejorarlas? si un jardinero es bueno en lo suyo y tiene la urbanización perfectamente cuidada, es absurdo cambiar de jardinero. A corto plazo será bueno para tu bolsillo, te embolsarás una pequeña comisión con tu gente pero si no es igual que el que había antes lo pagarás caro. Seguramente en la próxima junta anual te cambien como administrador.
  •  Cuentas nada claras. Parece increíble pero esto pasa. Hay administradores que no dejan ver las cuentas a los mismísimos propietarios de la comunidad en cuestión. Qué razón hay para ello? Pues está bastante claro…
  • Mandar de forma dictatorial. Lo que dice un administrador no es lo que se tiene que hacer, lo que realmente tiene que llevarse a cabo es lo que vote la mayoría y no lo que pueda convenirte a ti como administrador.
  • Cuenta única. Esto es el “nova más” y es más común de lo que las personas de la calle se puedan pensar, nosotros como administradores lo tenemos asumido. Pero hay ocasiones en las que un administrador domicilia todos los recibos de todas las comunidades en una misma cuenta, es un absoluto caos y normalmente es el único administrador de la misma, con los problemas que eso podría acarrear.

 

El tema del que os he hablado de los hoteleros, personalmente pienso que no es tan problemático como el nuestro. Un hotel tiene un nombre por todo lo alto, de esto hablo con ellos, la mayoría tienen hoteles de 4 estrellas por Alicante, Elche o Benidorm pero un mal comentario de un hotel se va para ese hotel. Un mal comentario de un administrador de fincas se va para todos. Los bufetes no son inmensos o no son tan conocidos como pueda serlo un hotel de 30 pisos en Benidorm u otro que esté en primera línea, es más fácil localizar el hotel que a un administrador, hay veces que los propietarios no saben como se llama la empresa que administra su comunidad de propietarios y comentan su problema generalizando a la profesión. Por ello, ya no como empresa, sino como el que firma este artículo, pienso que debemos reaccionar y no debemos dejar pasar las cosas. Hay que poner las cartas sobre la mesa y en caso de que se adviertan malas prácticas, hacer algo, por ejemplo escribir un artículo sobre ellos.

Yo ya lo hice con una inmobiliaria de la zona ya que no me pareció correcta su forma de vender. Os dejo el enlace como prueba de ello, hay que decir que en las capturas de imagen no sale una casa que tuviera yo en cartera, eso al fin y al cabo es lo de menos.


Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

2 Comentarios en “Malas prácticas de un administrador de fincas

  • ana

    Por desgracia son muy comunes. Es típico que intentemos ahorrar trabajo y coger atajos. Pero no es lo más recomendable.

  • Jose

    Otra mala practica muy común es los contratos abusivos entre administrador y comunidad. Cuando son de más de un ejercicio no debería ser legal.